Forest fire with fireballs

(Haz clic aquí para español.)

Juggling accidents are very common. I think that all jugglers have suffered some kind of injury with juggling. David Cain, in his article called “Juggling Related Injuries and Deaths,” reveals some of the craziest and most unimaginable accidents in juggling. Cases like that of juggler Paul Stephens who suffered second-degree burns from catching a burning torch with his left hand. If you want to read more crazy stories, I recommend reading David Cain’s article.

A new case of juggling-related accident happened in Mexico recently. Jennifer, a 25-year-old masseuse, was with a friend in Poblado de Santo Domingo Ocotitlán, in the municipality of Tepoztlán, Morelos, Mexico.  She juggled fireballs with a goal to record a video for the TikTok platform. Unfortunately, some flames fell on leaves and branches on the ground. The wind lifted the branches and the fire began to spread. Things quickly got out of control. Jennifer asked the locals for help, and they cooperated and managed to calm the situation. But after an hour passed, the winds came on stronger and revived the fire even more.

Real images of the fire.

In total, 60 hectares of jungle and forest were set on fire. It took three days for rescuers, brigadistas and residents of Santo Domingo Ocotitlán to gain control of the situation. The Mexican National Guard used their MI-17 helicopter to control the blaze. More than 500 people participated in the operation and they discharged a total of 49,500 liters of water. Damage to the environment is incalculable. It will take decades to reestablish the fauna of Santo Domingo Ocotitlán.

Real images of the fire.

Jennifer was arrested and taken to a police station. After 36 hours, she was released because there was no formal complaint. The Attorney General’s Environmental Protection Mexico took over the investigation.

Incendio forestal con pelotas de fuego

 

Los accidentes en el malabarismo son muy comunes. Creo que todos los malabaristas hemos sufrido algún tipo de lesión que involucre el malabarismo. David Cain, en su artículo llamado “malabares relacionados con lesiones y muertes”, da a conocer algunos de los accidentes más locos e inimaginables en el malabar. Casos como el del malabarista Paul Stephens: sufrió quemaduras de segundo grado al atrapar una antorcha encendida con su mano izquierda. Si quieres leer más locas historias, te recomiendo leer el artículo de David Cain aquí.

Un nuevo caso de accidentes relacionados con malabarismo sucedió en México. Jennifer, masajista de 25 años, se encontraba con una amiga en Poblado de Santo Domingo Ocotitlán, en el municipio de Tepoztlán, Morelos, México. Ella hizo malabares con pelotas de fuego. Su objetivo era grabar un vídeo para la plataforma TikTok. Algunas llamas cayeron sobre unas hojas y ramas del suelo. El viento elevó las ramas y el fuego empezó a esparcirse. Las cosas se salieron de control. Jennifer pidió ayuda a los pobladores del lugar, los cuales prestaron su colaboración y lograron calmar la situación. Pasó una hora; los fuertes vientos llegaron más fuertes y revivieron el fuego aún más.

Imágenes reales del incendio.

En total, 50 hectáreas de selva y bosque fueron incendiadas. Los rescatistas, brigadistas y vecinos de Santo Domingo Ocotitlán tardaron tres días en lograr el control de la situación. La Guardia Nacional de México usó el helicóptero MI-17. Descargaron un total de 49.500 litros de agua. En el operativo participaron más de 500 personas. Los daños al medio ambiente son incalculables. Se tardarán décadas en restablecer la fauna de Santo Domingo Ocotitlán.

Imágenes reales del incendio.

Jennifer fue detenida y llevada a una estación de policía. Allí estuvo 36 horas. Fue dejada en libertad porque no hubo una denuncia. La Procuraduría General de Protección Ambiental de México asumió la investigación.

Soy un malabarista deportivo. Tengo la maravillosa oportunidad de escribir para eJuggle. Me gusta la historia, la historia militar, la filosofía, la poesía, las historias raras, y las historias de terror y de horror.

Leave a Reply